• Marketing Intfresh

Nacimiento y auge de los contenedores: una historia de éxito

Los primeros puertos de contenedores aparecieron en la década de 1970. Desde entonces el ranking de los más importantes tuvo grandes variaciones.



El concepto de “contenerización” vio la luz en 1956: en ese año se probó con éxito la primera embarcación comercial portacontenedores (“Ideal-X”, concebida por Malcom McLean). Esta innovación iba a impactar fuertemente en la industria y con el tiempo se convertiría en la solución elegida para mover mercaderías entre los diversos puntos del planeta.

En la actualidad el uso de contenedores para el transporte de mercaderías de comercio internacional muestra una evolución más que consistente. Su éxito no está en duda. Sin embargo, en las más de seis décadas de desarrollo de este concepto, el ranking de puertos que más contenedores movilizan fue modificándose a tono con los cambios en la economía global.

Volviendo al raconto histórico, hubo que esperar hasta los años 1960 para que la contenerización lograra expandirse fuera de Estados Unidos. El impulso clave vino de la mano de la estandarización del contenedor, cosa que ocurrió inicialmente en EE.UU. y después en Japón y Europa Occidental. En el marco de la Organización Internacional para la Estandarización (ISO) se definieron las dimensiones estándar de los contenedores ISO que conocemos hoy: 20 pies (1 TEU) y 40 pies (1 FEU).

Al concretarse esta estandarización llegaron las inversiones para esta industria naciente, que en pocos años desplazó al transporte de graneles y fue clave para el crecimiento del comercio transatlántico en los años 60.

Por esos años surgieron los primeros puertos de contenedores en el continente europeo (Róterdam, Londres, Bremerhaven) y se expandieron también en EE.UU. (en el Golfo y en el Atlántico).

Los que picaron en punta


A comienzos de la década de 1970 los primeros puestos en el ranking de puertos de contenedores correspondían al puerto de Nueva York (con 1,6 MTEUs anuales), Róterdam (818 mil TEUs), Kobe (693 mil TEUs), San Juan (649 mil TEUs), Hong Kong (474 mil TEUs), Oakland (437 mil TEUs), Yokohama (400 mil TEUs), Bremen/Bremerhaven (394 mil TEUs), Seattle (377 mil TEUs) y Melbourne (342 TEUs).

Como se ve, el continente asiático no se destacaba por su presencia en este listado. De hecho por esos años el lejano oriente se encontraba bastante aislado del epicentro económico global. En Asia fue el propio Malcom McLean el que impulsó la contenerización: en su carácter de director de Sea-Land Services fue contratado por el departamento de Defensa norteamericano (que necesitaba resolver inconvenientes logísticos en tiempos de la guerra de Vietnam) para mover portacontenedores desde California hasta Cameron Bay. Y pudo concretar la tarea con gran éxito.

Años 80

A comienzos de los años 80 el ranking de movimiento de contenedores seguía siendo dominado por puertos norteamericanos y del norte europeo. Pero los de Asia oriental empezaban a dar batalla. Por esos años los primeros lugares correspondían a New York/New Jersey (con 2,6 MTEUs), Róterdam (2 MTEUs), Kobe y Hong Kong (1,6 MTEUs), Kaohsiung, Singapur y San Juan (1 MTEUs), Hamburgo, Oakland y Seattle (800 mil TEUs).

En la década de 1990 y en los inicios del siglo XXI Singapur se convirtió en el puerto más grande del planeta, con niveles que rondaban los 5,5 MTEUs. Durante esos años también Hong-Kong se ubicó en los primeros lugares.

En ese período arrancó el auge de la fabricación de electrodomésticos, muebles, calzado e indumentaria en el este asiático. Y en consecuencia explotaron los volúmenes en los puertos de la zona. Ya a finales de la década de 1990 Shanghái se instaló en el top 10 de puertos principales y China empezó a destinar inversiones en infraestructura. Y a medida que este país se convertía en el epicentro fabril del planeta, se crearon gigantescas terminales de contenedores.

Tiempos recientes

En el año 2000 los puertos de contenedores del este asiático movían impresionantes cifras y el ranking cambiaba de manera contundente para ubicar en primer a lugar a Hong Kong (20 MTEUs), seguido de Singapur (18 MTEUs), Busan, Kaohsiung y Róterdam (8 MTEUs), Shanghái, Los Ángeles, Long Beach, Hamburgo y Amberes (6 MTEUs).

Ya en 2009 Shanghái desplazó a Singapur como puerto de contenedores número uno. Y hoy en día los puertos chinos acaparan siete de los 10 lugares principales del ranking.

Finalmente en 2021 el listado de puertos portacontenedores tenía en primer lugar a Shanghái, Singapur y Ningbo-Zhoushan (con 30 MTEUs), seguido de Shenzhen, Guangzhou, Qingdao, Busan, Tianjin y Hong Kong (20 MTEUs) y Róterdam (15 MTEUs).

Cabe indicar además que los volúmenes que movilizan actualmente los puertos de contenedores chinos rondan el 40% del total que manejan los 100 puertos top.


12 visualizaciones0 comentarios